Azul Darío

Autumnal, de Rubén Darío

Un clásico de clásicos: Rubén Darío y el azul.

AUTUMNAL (del libro Azul)

Eros, Vita, Lumen

En las p√°lidas tardes
yerran nubes tranquilas
en el azul; en las ardientes manos
se posan las cabezas pensativas.
¬°Ah los suspiros! ¬°Ah los dulces sue√Īos!
¡Ah las tristezas íntimas!
¬°Ah el polvo de oro que en el aire flota,
tras cuyas ondas trémulas se miran
los ojos tiernos y h√ļmedos,
las bocas inundadas de sonrisas,
las crespas cabelleras
y los dedos de rosa que acarician!

En las p√°lidas tardes
me cuenta un hada amiga
las historias secretas 
llenas de poesía:
lo que cantan los p√°jaros,
lo que llevan las brisas,
lo que vaga en las nieblas,
lo que sue√Īan las ni√Īas.

Una vez sentí el ansia
de una sed infinita.
Dije al hada amorosa:
–Quiero en el alma m√≠a
tener la aspiración honda, profunda,
inmensa: luz, calor, aroma, vida.
Ella me dijo: –¬°Ven!– con el acento
con que hablaría un arpa. En él había
un divino aroma de esperanza.
¬°Oh sed del ideal!

Sobre la cima
de un monte, a medianoche,
me mostró las estrellas encendidas.
Era un jardín de oro
con pétalos de llama que titilan.
Exclam√©: –¬°M√°s!…

La aurora
vino después. La aurora sonreía,
con la luz en la frente,
como la joven tímida
que abre la reja, y la sorprenden luego
ciertas curiosas m√°gicas pupilas.
Y dije: –¬°M√°s!… Sonriendo
la celeste hada amiga
prorrumpi√≥: –¬°Y bien! ¬°Las flores!

Y las flores
estaban frescas, lindas,
empapadas de olor: la rosa virgen,
la blanca margarita,
la azucena gentil y las vol√ļbiles
que cuelgan de la rama estremecida.
Y dije: –¬°M√°s!…

El viento
arrastraba rumores, ecos, risas,
murmullos misteriosos, aleteos,
m√ļsicas nunca o√≠das.
El hada entonces me llevó hasta el velo
que nos cubre las ansias infinitas,
la inspiración profunda,
y el alma de las liras.
Y lo rasgó. Allí todo era aurora.
En el fondo se vía
un bello rostro de mujer.

¬°Oh, nunca,
Piérides, diréis las sacras dichas
que en el alma sintiera!
Con su vaga sonrisa:
–¬ŅM√°s?… –dijo el hada. Yo ten√≠a entonces
clavadas las pupilas
en el azul; y en mis ardientes manos
se pos√≥ mi cabeza pensativa…

[1887]

 Rubén Darío

¬ŅQu√©r√©s seguir leyendo?

¡En mi biblioteca hay un montón de textos geniales!

¬ŅTe gusta escribir?

No te pierdas las propuestas de mis talleres de escritura.

¬ŅQuer√©s compartir el posteo? ¬°Di que s√≠, di que s√≠!

¬°Clase abierta y gratuita del Laboratorio de lectura!

Si est√°s ac√° es porque am√°s la lectura tanto como nosotras. Por eso te invitamos a participar de una clase abierta y gratuita del¬†Laboratorio de lectura. Es 100% online, as√≠ que pod√©s hacerla desde donde quieras y en cualquier momento. ¬ŅTe anim√°s?

Clase abierta Lab de lectura

¬°Listo! Si no te llega enseguida el mail, cheque√° en spam, promociones o correo no deseado. Si surge alg√ļn inconveniente, pod√©s escribirme a contacto@ceciliamaugeri.com.ar